Un chiste en la iglesia

Mi  hija contó un chiste en la comunidad la noche que llegamos, y Evaristus, en misa, mientras predicaba sobre la confianza en los planes de Dios para nuestras vidas, le pidió que lo contara a toda la parroquia… Y allí salió ella a contar su chiste con todo el desparpajo:

“Estaba Jesús un día y les dice a los apóstoles:

– Hoy vamos a hacer penitencia. Que cada uno coja su piedra y suba a esa montaña.

Pedro coge un gran pedrusco, y así la mayoría de los discípulos excepto Judas, que se echa una piedrecilla al bolsillo y empieza a correr hacia arriba hasta llegar el primero.

Cuando todos han llegado, dice Jesús:

– Padre, gracias por este día. Danos ahora nuestra recompensa, haciendo que estas piedras se conviertan en pan.

Todos comen hasta hartarse excepto Judas, que se come su panecillo en un bocado.

Al día siguiente, Jesús invita a los discípulos a volver a hacer penitencia… Esta vez, Judas busca la roca más grande de las cercanías y a duras penas la va subiendo a la montaña. Cuando llega, una hora más tarde que los demás, Jesús dice:

– Sentaos en las piedras todos y descansad.

Luego añade:

– Que cada cual saque las sobras de ayer y coma…

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

2 comentarios

  1. Me puedo imaginar a Sara con su desparpajo sin igual contando el chiste. Tú si que vales, un beso muy fuerte para Sara.

  2. Encarnita Ramos

    He disfrutado un montón,se ve a Sarita “princesa y no reina”en su salsa.
    Que Dios os siga BENDICIENDO,acabamos de llegar de Angosto nuestra semana de comunidad,DIOS HA ESTADO IMPRESIONANTE, os hemos tenido presentes.
    E.ramos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *